domingo, 18 de enero de 2009

El BOE se vuelve ecológico

El BOE (Boletín Oficial del Estado) abandonó el pasado 1 de enero su impresión, distribución y venta en formato papel. A partir de esta fecha, su edición electrónica tendrá validez jurídica plena.

Con esta medida se garantiza el carácter universal y gratuito del acceso a la edición electrónica del BOE. Para evitar que ningún ciudadano pueda ser discriminado por el hecho de no tener los medios electrónicos necesarios, el BOE podrá ser consultado e impreso en todas las oficinas de información y atención al ciudadano de la administración general del Estado.

La historia del BOE se remonta al año 1762, durante el reinado de Carlos III, cuando la corona asume el privilegio de imprimir la Gaceta, publicación de carácter informativo que pasa a convertirse en un medio de información oficial que reflejaba los criterios y decisiones del Gobierno. El 1787 se crea la Imprenta Real, donde comienza a imprimirse el diario oficial y en 1836 se establece que cualquier decreto, orden o instrucción que aparezca en las hojas del diario se considerarán obligatorios desde que aparezcan publicados. Es durante la guerra civil cuando pasa a denominarse Boletín Oficial del Estado desde el gobierno de Burgos para distinguirse de la Gaceta tradicional publicada por el gobierno republicano.

Buenas noticias. Resultaba totalmente desfasado el tener que trabajar con esos mamotretos heredados de siglos pasados. Y por si fuera poco, había que pagar por ellos.
¿Se imaginan la cantidad de papel que se debe de haber desperdiciado durante todos estos años desde que existe Internet? Súmenle el consumo de los transportes para distribuirlos y llegarán a la conclusión de que el BOE era un auténtico atentado ecológico.
Supongo que el mismo camino seguirán los boletines oficiales de las comunidades autónomas y los provinciales.

Y ya que estamos hablando del consumo de papel, han aparecido los datos del año 2008 sobre recogida y reciclaje de papel y cartón en España. Las noticias son esperanzadoras ya que durante el año que acaba de finalizar se han logrado superar los cinco millones de toneladas recuperadas y reutilizadas, lo que supone el 69% del papel consumido en España durante todo el año.

Para que nos hagamos una idea, esta cantidad supone un ahorro de volumen en vertedero equivalente a 50 veces el estadio Santiago Bernabeu (hasta arriba) y un ahorro de las emisiones en vertedero de 4,5 millones de toneladas de CO2, o sea, más del 1% de las emisiones que produce anualmente España.
Es de destacar el aumento de más de un 15% que ha tenido la recogida de papel y cartón (hasta 30 kilos por persona y año) en las ciudades de más de 100.000 habitantes.

El aumento en el último lustro ha sido espectacular. ¿A qué se debe? Indudablemente a una mayor concienciación de la población. Y esto, sobre todo, se basa en una educación (aún insuficiente) por parte de los poderes públicos y en la proliferación de contenedores para depositar el papel.


Como siempre, si al ciudadano se le facilitan los medios para que pueda ser ecológico... sin duda lo es. Habría que encontrar los medios para facilitarnos la labor en otros ámbitos como el agua o el energético. Todos responderíamos.

2 comentarios:

Daniel Seseña dijo...

Qué gran descubrimiento de Blog... Desde hoy me "paso a mejor vida". Un saludo

Sermau dijo...

Seas bienvenido, Daniel.
Le he echado un vistazo a tu mistervertigo, pero hoy ando escaso de tiempo. Prometo volver a visitarlo en cuanto pueda.
Saludos.